Calidad, Ciencia, Arte, Tecnologia y Atencion personalizada en Cuidados Quirurgicos

Blog del doctor Octavio Rojas Diaz, especialista en Gastrocirugia y Laparoscopa avanzada, diagnostico de certeza, tratamiento definitivo.

Las drogas para tratar el reflujo ácido puede causar enfermedades cardíacas

tabletas

Las drogas para tratar el reflujo ácido puede causar enfermedades cardíacas

11/07/13

Las drogas tomadas por decenas de millones de personas para el reflujo ácido pueden contribuir a la enfermedad cardíaca, según un estudio del Hospital Metodista de Houston , sobre los posibles efectos nocivos de su uso a largo plazo.

En modelos de ratón y en cultivos  humanas, los investigadores del Hospital Metodista encontraron que los inhibidores de la bomba de protones o IBP, causaron que  los vasos sanguíneos se contraigan, un efecto que podría dar lugar a una serie de problemas cardiovasculares si se continúa por un período prolongado de tiempo. Esos problemas incluyen hipertensión y un corazón debilitado.

“Nuestros datos muestran que los IBP perjudican la capacidad de  los vasos sanguíneos  para relajarse “, dijo el Dr. John Cooke, presidente de servicios cardiovasculares del Metodista y el investigador principal del estudio. “Esto, definitivamente, hará que los pacientes que toman inhibidores de la bomba de protones pueden querer hablar con su médico para cambiar a otro medicamento para proteger su estómago.”  Cooke pidió una mayor investigación para determinar si las drogas son peligrosas. Ya el Hospital Metodista y la Universidad de Stanford,   ya   han puesto en marcha la  nuevas investigación de seguimiento para observar el efecto de los inhibidores de la bomba de protones en los dos pacientes ya incluidos y los nuevos pacientes. Cooke dijo que el estudio, en línea en la revista Circulation, explica observaciones anteriores de que las personas que toman inhibidores de la bomba de protones están en riesgo de un segundo ataque al corazón. Él dijo que los hallazgos también sugieren que los medicamentos pueden causar problemas cardiovasculares en personas que no han tenido previamente problemas de corazón.

Inhibidores de la bomba de protones,   se utilizan para tratar una amplia gama de trastornos estomacales, sobre todo de reflujo ácido gastroesofágico o la acidez estomacal severa o como protectores para los anti inflamatorios.  Disponible a la venta libre,  son la tercera clase de de drogas   de mayor venta en los Estados Unidos.

Cooke dijo que son muy buenos para reducir la acidez gástrica, pero nunca fue aprobado para su uso a largo plazo.  El estudio se suma a una serie de preocupaciones sobre los inhibidores de la bomba de protones, que ya hay advertencias emitidas sobre el tema tema de la FDA  por asociaciones con un mayor riesgo de fracturas óseas y una infección por Clostridium difficile, especialmente peligroso en pacientes de edad avanzada. Los estudios también han encontrado que pueden reducir la absorción de importantes nutrientes, vitaminas y minerales, así como medicamentos, y que pueden dejar a los usuarios un mayor riesgo de desarrollar neumonía.

Aunque la FDA recomienda que inhibidores de la bomba de protones se tomen de ocho a 12 semanas. Algunos pacientes permanecen en ellos de por vida.

Los Inhibidores de la bomba de protones actúan suprimiendo el movimiento de protones en el intestino, lo que reduce la cantidad de ácido allí y en el estómago. Pero el estudio de Cooke encontró los medicamentos también pueden causar un aumento en un producto químico que suprime la producción de óxido nítrico, demostrado para relajarse y proteger las arterias y las venas.

En cultivos de tejidos, los investigadores  del Metodista  encontraron que los inhibidores de la bomba de protones condujo a un aumento del 25 por ciento en el producto químico que suprime la producción de óxido nítrico. En ratones, se encontraron que los fármacos redujeron relajación de los vasos de sangre por más de 30 por ciento.

 

c.2012 Houston Chronicle